Hojas con mensajes de mensajes de Paz en la celebración del día de la paz y no violencia.

En el Colegio Internacional Alminar la celebración del Día de la Paz es un evento esperado y significativo que reafirma el compromiso de la comunidad educativa con los valores de la convivencia pacífica y la solidaridad. Este año el colegio ha organizado una serie de actividades especiales para conmemorar esta fecha tan importante, destacando entre ellas un emotivo acto central y un mercadillo solidario que ha captado la atención y el entusiasmo de alumnos, profesores y padres por igual.

Este año la creatividad y el compromiso se unían en una iniciativa inspiradora para celebrar el día de La Paz: la creación de hojas con mensajes de paz. Esta actividad, realizada desde los primeros cursos de educación primaria hasta los alumnos de bachillerato, ha capturado la imaginación y el espíritu solidario de toda la comunidad educativa, y buscaba no solo celebrar la paz, sino también promoverla activamente en el entorno escolar y más allá.

El proceso comenzó semanas antes del Día de la Paz, cuando se invitó a nuestro alumnado, desde los más pequeños hasta los mayores, a reflexionar sobre lo que significaba la paz para ellos y cómo podían contribuir a su promoción en el mundo. A través de sesiones de debates en clase, actividades artísticas y proyectos colaborativos, los alumnos exploraron conceptos como la tolerancia, la compasión y la resolución pacífica de conflictos.

Una vez que se habían sembrado las semillas del pensamiento pacífico, llegó el momento de plasmarlas en papel. Las hojas en blanco se convirtieron en lienzos para expresar los sueños y aspiraciones de paz de los estudiantes. Con lápices de colores, cada niño y niña dio rienda suelta a su creatividad, pintando y escribiendo mensajes conmovedores que reflejaban su visión de un mundo en tolerancia y convivencia entre todos los pueblos del mundo.

Los mensajes varían en forma y contenido, pero todos comparten un objetivo común: inspirar a otros a actuar a favor de la paz. Algunos son simples, como «paz en el mundo», mientras que otros son más elaborados, con frases poéticas que invitan a la reflexión y la acción. Lo que todos tienen en común es su poder para conmover y motivar a quienes los leen.

Una vez terminadas, las hojas se exhibieron en un lugar destacado del colegio, pudiendo ser admiradas y compartidas por toda la comunidad educativa. Es un recordatorio constante de los valores fundamentales que guía a nuestro centro: la paz, la justicia y la solidaridad.

Pero la iniciativa no se detuvo aquí. Nuestro grupo solidario, dentro de su programación anual, organizó un mercadillo solidario, donde se presentó una amplia variedad de productos donados por la comunidad educativa. Se han donado juguetes, peluches, productos artesanales, libros de lecturas…

Se vivió un ambiente de alegría y solidaridad, contando con la participación de nuestro alumnado, encabezados por los niños y niñas de primero de primaria, y terminando con los alumnos de primero de bachillerato. El mercadillo estuvo gestionado por el profesor D. Manuel Luis (encargado del grupo solidario) y por una variedad de alumnos del grupo solidario (alumnado de secundaria y bachillerato), así como de la ONG Crecer con Futuro. Todos los fondos recaudados serán destinados a proyectos que posee la ONG Crecer con futuro.

Un año más la comunidad educativa se despide con el corazón lleno de gratitud y esperanza, consciente del poder transformador que tienen las acciones colectivas en la construcción de un mundo más justo y pacífico para todos. El Día de la Paz en nuestro centro no es solo una celebración, sino un recordatorio de que juntos podemos hacer la diferencia y sembrar semillas de paz que perdurarán por generaciones.